JUEGO de PORQUERIA ¡LO ODIO!

Loading...

martes, 6 de mayo de 2008

INFIERNO PARTE 5 Malditos entrenamientos


Los entrenamientos son muy duros. Llevamos mas de siete semanas, y me ¡cago! ¡Los panas se ponen cada vez mas estrictos!

Hoy Tengo las muñecas amoratadas, los panas nos ponen peso extra en la manos para barajar mas rápido y tirar las cartas con mayor rapidez, uno de mis dedos se acalambro esta mañana de tanto cortar fichas, (de cinco en cinco) me tuvieron cortando fichas casi seis horas. ¡Nadie me la va a creer cuando lo cuente, pero, cuando me retiro el estúpido peso extra de las muñecas mi rapidez para barajar y tirar cartas es increíble!

Por fin después de once malditas horas de entrenamiento nos dejaron partir a casa.

Me siento tan cansada...

Necesito darme una ducha y tirarme a la cama.

Pero, ¡ooooooooooooh sorpre!... ¡La gata estaba de regreso en la habitación!, estaba sentada en el piso, en un rincón, abrazando sus piernas y llorando, quise acercarme para saber que le pasa, pero solo se pegó mas a la pared y me hizo un ademán con la mano para que me alejara.

¡¡Y por todos los infiernos!! ¡¡Sus piernas!! ¡¡Su espalda!! ¡¡estaban amoratadas y algunas heridas estaban abiertas muy poco, pero se notaba que sangraron en algún momento.!! ¡Demonios! me asuste tanto que pensé en millones de causas para aquello que se veía tan loko... Corrí al baño, para buscar algo para limpiarla, pero cual va siendo mi sorpresa que me encuentro a Mayo (el mexicano ex lindo) limpiando sangre de sus manos, lo primero que se me vino a la mente, fue, pensar: - este desgraciado mexicano algo intentó hacerle...- Me asuste tanto que lo empuje y salí corriendo hacia la puerta de salida de la casa para pedir ayuda, pero en la carrera, me tope con uno de los dueños y del golpe fui a dar al suelo.

Solo dijo que me tranquilizara y que llamara a todos los de la casa. Me levante y quise explicarle lo que pasaba y el solo hizo una seña para que dejara de gritarle.

Todos los de la casa estábamos ya en la sala, y empezaron a dar como una explicación (en inglés, ¡Maldición!) de lo que pasaba, vi a Mayo salir del baño con vendas en las manos y en una pierna. ¡Rayos! ¡Rayos! ¡¡No se que fucking pasa!!

CONTINUARA...